Qué ver en Alquézar

Qué ver en Alquézar, uno de los pueblos más bonitos de España

Portada / Destinos / Pirineo aragonés

En nuestra ruta de 10 días por el Pirineo Aragonés visitamos Alquézar, uno de los pueblos más bonitos de España, en el que pudimos asomarnos a la Edad Media a través de sus monumentos, calles e historias: una villa medieval que se alza sobre el cañón del río Vero, con su colegiata y su castillo como estampas siempre presentes. Te explicamos a continuación qué ver en Alquézar, uno de los lugares más preciosos que hemos visitado durante nuestro road trip por la comunidad de Aragón.

Este bonito pueblo se halla en el salvaje entorno del Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara y del Parque Cultural del Río Vero; una mezcla de roca, agua, flora y fauna, pinturas rupestres y leyendas de reyes moros y doncellas…

Quizá te intereseNuestro itinerario de 10 días por el Pirineo aragonés [MEGA-GUÍA 2023]

Qué ver en Alquézar
Índice de contenidos

Qué ver en Alquézar
Qué ver en Alquézar
Qué ver en Alquézar

Seguro de viajes

Aun estando en España, no está de más contratar un seguro de viajes para tu ruta de 10 días por el Pirineo aragonés si vas a hacer turismo activo, y más si uno de tus días lo empleas en qué ver en Alquézar.

Hay multitud de actividades deportivas para disfrutar de la montaña como el senderismo, la escalada, el barranquismo, el trail running, la bicicleta de montaña, con lo que es mejor tener en cuenta un buen seguro por los imprevistos.

Nosotros, por ejemplo, te aconsejamos el seguro mochilero por menos de 80 euros con la compañía IATI, colaboradora de nuestro blog Los viajes de Gulliver, que cubre los deportes de aventura.

De hecho, si contratas tu seguro a través de nuestros enlaces, podrás tener un 5% de descuento sobre el precio final.

Qué ver en Alquézar #1
Introducción

Alquézar, villa declarada Conjunto Histórico-Artístico, te sumerge, como te decimos, en la belleza de sus estrechas y empinadas calles, a los pies del castillo-colegiata. Debes completar la visita explorando la plaza mayor del pueblo, el Museo Etnológico Casa Fabián y el mirador llamado Sonrisa del Viento, desde donde podrás hacer la foto más atractiva a Alquézar.

Es esta bella localidad aragonesa centro de actividades de turismo activo. No en vano, es un destino ideal para los amantes de la naturaleza: puedes hacer rutas de senderismo, escalada, descenso de barranco y mucho más.

Y, cómo no, te sonará la famosa ruta de las pasarelas del río Vero, un sendero que discurre en paralelo y en alto al mismo y que, aunque puede hacerse por toda la familia, conviene avisar de que en ocasiones puede generar algo de vértigo.

Qué ver en Alquézar #2
Cómo llegar a Alquézar

  • A unos 30 kilómetros de Huesca, hay que salir por la A 22 dirección a Alquézar por Abiego y Adahuesca.
  • Desde Barbastro, siguiendo el curso del río Vero.
  • Desde Aínsa, una hora y cuarto de camino por una carretera secundaria con grandes rectas y también zonas de mucha curva ya en el Parque Natural. La vía es estrecha.

Qué ver en Alquézar
Qué ver en Alquézar

Qué ver en Alquézar #3
Monumentos que ver en Alquézar

El castillo

Tan solo quedan un torreón y una capilla de la época musulmana, pues el resto de la fortaleza se fortificó a principios del siglo XI. Así, el acceso al castillo a través de sus rampas y pendientes se protegió con una torre, levantada fuera de los muros y que servía de defensa durante esta época.

Siglos más tarde, también se amuralló el acceso al recinto con almenas y una puerta. Tras ella, encontrarás la puerta gótica que era la mazmorra de las santas Nunilo y Alodia.

Se conservan además del siglo XI algunos lienzos de la muralla, así como restos de las primitivas instalaciones eclesiásticas: el bello atrio de la iglesia románica es un claro ejemplo.

Qué ver en Alquézar
Qué ver en Alquézar

Colegiata Santa María la Mayor

El castillo alberga una bien conservada colegiata cuyo claustro se construyó en el siglo XIV y fue decorado posteriormente con pinturas murales, además del Museo de Arte Sacro, con piezas de entre los siglos XII y XV.

La colegiata, por tanto, se erigió en el siglo XVI, con una sola nave y ábside poligonal. La iglesia, anexa a este edificio, es una obra renacentista del mismo siglo que contiene un destacado retablo mayor y un Cristo románico del siglo XIII.

Qué ver en Alquézar
Qué ver en Alquézar

Sus calles, casas y la plaza mayor

El trazado original de las calles de este pueblo aragonés, de color amarronado, es medieval, aunque el caserío fue renovado en el siglo XVI, época en el que comenzaban a aparecer las casas típicas de la comarca del Somontano de Barbastro.

La mayor curiosidad de las casas del pueblo es que se funden con el árido paisaje del suroeste del Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara.

La plaza mayor de Alquézar es una plaza que cuenta con un espacio porticado para resguardarse del sol y la lluvia. Y creednos en esto porque en la época en la que fuimos, a finales de septiembre, pegaba un calor curioso.

Lo curioso es que cada una de los soportales de las casas tiene una construcción un poco diferente de la anterior, así como las fachadas.

Museo Etnológico Casa Fabián

Este museo se alberga en una casa del siglo XVII compuesta por un patio, cocina, alcobas, bodegas y cuadra, y en él podrás sumergirte en las formas de vida de los habitantes del Somontano en otra época.

Qué ver en Alquézar
Qué ver en Alquézar

Qué ver en Alquézar #4
Rutas de senderismo

Ruta de las pasarelas del río Vero

La ruta más famosa que se puede hacer saliendo desde Alquézar, un recorrido de unos tres kilómetros de longitud y casi 200 metros de desnivel acumulado y que permite llegar al corazón mismo del cañón del río Vero.

Para ir, debes reservar al menos un par de días antes la entrada en temporada baja (la que fuimos), aunque suponemos que en verano tiene bastante más afluencia, con lo que te recomendamos hacerlo con tiempo para no perdértela.

La entrada tiene un horario establecido, pero en el acceso a la ruta nos dijeron que era orientativo y de hecho pudimos entrar un poco más tarde para evitar un grupo grande que iba justo delante de nosotros.

La ruta de las pasarelas del río Vero puede hacerse en una hora y media o dos horas, y comienza en el casco antiguo de Alquézar para bajar hasta el cañón, con una panorámica espectacular del entorno natural, gracias a un sendero que está acondicionado con puentes colgantes y escalinatas de madera.

Discurre siempre en paralelo al río, y te encontrarás con una cueva, la de Picamartillo, un azud, una central eléctrica y un mirador desde donde se vislumbra todo el cañón.

Se asemeja en parte al Caminito del Rey en la provincia de Málaga y, aunque fácil, la ruta puede darte vértigo en algún punto.

También puedes contratar una visita de seis horas desde Huesca a las pasarelas del río Vero.

Ruta de Chimiachas

Es un recorrido que discurre entre barrancos y tozales con vistas a las sierras y al cañón, y en la que puedes ver las pinturas rupestres declaradas Patrimonio Mundial.

Puede iniciarse desde el mismo pueblo de Alquézar, tiene un desnivel de 650 metros y se hace en unas cinco horas, durante más de doce kilómetros de recorrido.

Ruta Asque-Colungo

Esta es la primera etapa del Camino Natural del Somontano: una ruta de senderismo de más de 50 kilómetros a través de la sierra de Guara. Comienza en la calle San Lucas de Alquézar, con un desnivel de 750 metros, seis horas de duración y casi 17 kilómetros de recorrido.

Qué ver en Alquézar #5
Actividades de turismo activo

¿Qué vas a hacer en Pirineo aragonés?
¿Qué vas a hacer en Pirineo aragonés?

Qué ver en Alquézar #6
Los 10 mejores alojamientos en Alquézar según Booking

 

Organiza tu viaje con Los viajes de Gulliver

Te dejamos a continuación varios enlaces con los cuales ganamos una pequeña comisión sin ningún gasto extra para ti. También puedes leer nuestra sección de consejos para informarte más sobre este punto.

Skyscanner – Vuelos baratos
Booking – Alojamiento económico (-15%)
Discover Cars – Alquiler de coche
IATI – Seguro de viajes 5% descuento
Civitatis – Tours y actividades en español
GuruWalk  – Guías gratis por el mundo
Holafly – Datos e internet en el extranjero
Revolut – Tarjeta sin comisiones con 10€ gratis
Anaya Touring y Trotamundos – Guías de viaje

Otros artículos sobre rutas de senderismo


© 2023 Somos Mari Carmen y Sergio, una pareja apasionada por las escapadas que comparte sus vivencias y conocimientos para ayudarte a viajar por libre a tu próximo destino. En Los viajes de Gulliver encontrarás itinerarios personalizados, consejos de viaje, numerosos road trips y guías detalladas para aprovechar al máximo tu aventura. Somos miembros de Spain Travel Bloggers, la comunidad de bloggers de viajes más grande de España. Todos los derechos reservados.

Aviso legal y privacidad | Mapa del sitio | Contacta | Instagram | Twitter | Linktree


Una calle de El Acebuchal, Málaga

El Acebuchal, una aldea perfecta para perderse unos días

Portada / Guías / Andalucía

En pleno corazón de la comarca malagueña de La Axarquía, en el Parque Natural de las Sierras Tejeda, Almijara y Alhama, encontramos la aldea de El Acebuchal que, aunque perteneciente al pueblo de Cómpeta, se sitúa a escasos cinco kilómetros del casco histórico de la bonita Frigiliana, y es perfecta para perderse unos días en una escapada de turismo rural.

El Acebuchal, joya axárquica que se compone de poco más de una treintena de casas (en su mayoría de alquiler), aparece tras una curva en medio de un bosque de pinos y sierras con tonos blancos de sus cuestas y barrancos, como si fuera un pueblo perdido en tierra de nadie, y mantiene una bonita arquitectura de callejones blancos y brillantes, con un marcado carácter heredado de tiempos árabes, como el resto de pueblos de la comarca malagueña.

Un poco de historia

Durante el reinado de Isabel II, en el segundo tercio del siglo XIX, la aldea alcanzó los cien habitantes, ventas y hasta un molino de aceite, aunque tras la Guerra Civil, un siglo después, fue abandonada debido a la prohibición de la Guardia Civil debido a que era refugio asiduo de maquis.

Durante el pasado siglo, la economía de El Acebuchal se basó en la agricultura, la ganadería, así como en las profesiones de la época: carboneros, esparteros, arrieros o peones de caminos. En 1998 fue recuperada por varios vecinos de Cómpeta y Frigiliana, que reconstruyeron y rehabilitaron las casas.

Ruta a la fábrica de la luz de Cómpeta

Desde El Acebuchal salen varias rutas de senderismo; no obstante, por allí pasa la GR249 de la Gran Senda de Málaga, una ruta de casi mil kilómetros que rodea la provincia en más de cuarenta etapas. La visita a la aldea de un día puede combinarse entonces, perfectamente, con una pequeña caminata hasta una de las fábricas de la luz cercanas a la misma, en este caso la de Pulido-Cómpeta, con una distancia de poco más de seis kilómetros. Puede ampliarse esta con una visita a la fábrica de la luz de Canillas de Albaida, pero la distancia es mucho mayor, por lo que recomendamos hacerla aparte.

El camino hasta la fábrica de la luz de Cómpeta es un sendero sencillo, con pocas cuestas, y desde el cual se observan numerosas cumbres de altura mediana y los verdes parajes del Parque Natural de las Sierras de Tejeda, Almijara y Alhama. Se encuentran también varias ventas y edificios abandonados, que en otro tiempo abastecían a los arrieros, los transportistas que iban de paso hacia Granada.

Desde el mismo sendero, observamos varias especies de pino, sabinas o enebros, así como plantas de retama, tomillo o romero. Si tienes suerte, podrás ver águilas, buitres, o alguna cabra montés, muy presente en los parajes. No fue nuestro caso.

Además, en las cercanías de El Acebuchal se alza el pico más alto de la zona, el Cerro Lucero (1720 metros de altura), desde cuya cumbre se observa Sierra Nevada en los días claros, y cuya ruta puede sorprenderte con algo de nieve si decides hacerla en invierno.

Ya de vuelta en El Acebuchal, a la hora del almuerzo, degustamos comida tradicional en el único restaurante, del mismo nombre y perteneciente a la familia García Sánchez. Debes reservar con antelación: el pan cateto mojado en aceite y sus postres artesanales son deliciosos.

Cómo llegar a El Acebuchal

En nuestra pequeña visita de un día, llegamos a la aldea desde Frigiliana en coche (ya sabes que siempre puedes alquilar uno si no dispones de él), ya que nos alojamos allí durante unos días. Igualmente, existen varias casas de alquiler vacacional en la aldea, con las que puedes desconectar y vivir en la propia naturaleza. Y si quieres prolongar tu estancia recorriendo además las calles de las localidades cercanas de Nerja y Frigiliana, en esta excursión de un día podrás visitarlas.

Para llegar a El Acebuchal desde Málaga tan solo debes tomar la A7 hasta Algarrobo Costa, y luego un desvío hasta Cómpeta, para posteriormente bajar hasta la aldea; o bien ir por la misma A7 hasta Nerja y coger el desvío a Frigiliana, para desde su casco histórico subir hasta El Acebuchal.

Ambos recorridos pasan por poco la hora de duración. Conocemos bien la entrada desde Frigiliana, que es asequible, aunque en su último tramo (unos cinco o seis kilómetros) discurre por un carril de tierra que debe transitarse con cuidado en época de lluvias.

Por cierto, es mejor llegar a El Acebuchal a buena hora por la mañana (10-10:30h como tarde), puesto que no hay muchos aparcamientos y es una zona algo turística.

Dónde dormir

Otros artículos que te pueden interesar

Recursos

Si reservas tu viaje a través de los enlaces de esta página o de la sección Planifica, ganaremos una pequeña comisión sin gasto extra para ti. Gracias por tu apoyo.

Skyscanner – Vuelos baratos
Booking – Alojamiento económico
Discover Cars – Alquiler de coche
Iati – Seguro de viajes
Civitatis – Tours y actividades
Amazon – Regalos viajeros


los viajes de gulliver te ayuda a planificar tu viaje

Somos Sergio y Mari Carmen. Nos encantan los grandes viajes y las escapadas. En Los viajes de Gulliver narramos nuestras experiencias para ayudar a planificar tu viaje.

Nuestro Instagram
los viajes de gulliver te ayuda a planificar tu viaje

Somos Sergio y Mari Carmen. Nos encantan los grandes viajes y las escapadas. En Los viajes de Gulliver narramos nuestras experiencias para ayudar a planificar tu viaje.

Nuestro Instagram

Zuheros: senderismo y relax en la Subbética cordobesa

Portada / Guías / Andalucía

El pueblo de Zuheros, enclavado en el norte del cordobés Parque Natural de las Sierras Subbéticas, es uno de esos destinos andaluces claves para pasar un fin de semana cualquiera que sea la época del año. Su parque periurbano, sus miradores y el entorno donde se sitúa esta pequeña localidad de 600 habitantes hacen que la estancia sea perfecta para unos días de relax y desconexión vislumbrando tan bonita campiña.

Zuheros es uno de los pueblos más bonitos de España, con una marcada historia árabe, prueba de ello es el laberinto de callejuelas y plazuelas, miradores y recodos que sorprenden al caminante siempre que dobla una esquina.

Sus calles, engalanadas siempre con bonitas plantas y encaladas, muestran una alegría andaluza propia de los locales. Ha sido declarado Bien de Interés Cultural en la modalidad de Conjunto Histórico-Artístico, y esto contrasta con un entorno natural precioso, con una bonita sierra atravesada por crestas y tajos y, como no podía ser menos, olivos hasta donde se pierde la vista.

Reserva – Tour privado por Zuheros

Panorámica del pueblo cordobés de Zuheros

Ruta del Cañón del río Bailón

En nuestra visita de un día a Zuheros, tras dejar nuestro coche en un aparcamiento público de la zona baja del pueblo, cerca del mismo río, emprendimos la subida hacia parte del sendero que discurre por el cañón del rio Bailón. Conviene llegar temprano, pues el párking suele llenarse pronto debido a la cantidad de senderistas y turistas que visitan esta pequeña localidad cordobesa.

Este sendero, que acompaña al río hasta su nacimiento, se adentra en uno de los paisajes más impresionantes de todas las Subbéticas, el polje de la Nava, una gran depresión cerrada que se inunda periódicamente, aunque se ha ido abriendo debido a la erosión producida por el Bailón.

De hecho, en los carteles explicativos del sendero, que tiene una distancia de casi doce kilómetros y una dificultad media, se explica que debe evitarse recorrerlo cuando llueve, pues pueden desprenderse rocas.

Es interesante, por lo menos, hacer un poco de esta ruta si se visita Zuheros. Comienza desde el mismo cañón del río Bailón, y zigzaguea por un terreno lleno de roquedos y acuíferos rodeados por unas paredes muy escarpadas desde las que, si tienes suerte, podrás divisar búhos reales o halcones peregrinos.

En su extensión total, el sendero del río Bailón puede hacerse en unas cinco horas, ya que llega hasta la ermita de la Virgen de la Sierra, y atraviesa un bosque de encinas, así como unas bonitas cascadas en Las Chorreras. Sin embargo, nosotros nos conformamos con hacer parte del inicio de la ruta que subía por una parte escarpada. Desde esa posición se ve la extensión del paisaje cordobés con el pueblo justo debajo.

Debe tenerse en cuenta que todas las rutas de senderismo que transitan por el cañón necesitan una autorización previa, debido a que se ubica en el interior del Geoparque de las Sierras Subbéticas. Suponemos que para dar un pequeño paseo por la zona no hay problema, pero para hacer el camino entero de doce kilómetros es necesario adquirir el certificado.

TramitaAutorización para el sendero